La Emergencia Habitacional tiene sus varias caras: vecines que viven con angustia cada mes para ver si llegan a pagar un alquiler que les significa casi la totalidad de sus salarios, familias que no tienen dónde ir, casas que se toman como alternativa para no terminar en la calle y vecines que habitan viviendas peligrosas. Este es el caso de múltiples casas sanmartinenses.

En la ladera del Curruhuinca los cables de luz y los tubos de gas están a la vista. Con las lluvias hay deslaves, con las heladas hay toboganes de hielo. Los árboles amenazan con caerse los días de viento, las piedras con derrumbarse, y los incendios son siempre un peligro latente. El año pasado hubo varios. Todavía estamos en el primer mes de este 2021 y ya un primer incendio tocó la puerta de una vivienda al Sarmiento al 0 y vino para quedarse: comenzó a las 22 horas y consumió la totalidad de la vivienda de dos plantas en donde estaban dos adultxs mayores, uno de los cuales debió ser trasladado al hospital por lesiones.

Para detener el fuego, que ya estaba consumiendo la casa lindera, trabajaron 4 dotaciones de Bomberos Voluntarios. También estuvieron presentes trabajadores del Hospital, la Policía y Protección Civil. Peritos están investigando cuáles fueron las causas por las que se originó el incendio.

Fotos: Bomberos Voluntarios.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here