A 13 años del asesinato de Carlos Fuentealba hoy lo recordamos.

Carlos era maestro de la escuela pública, padre, hijo, y compañero militante por los derechos laborales de los docentes y  la educación pública. El 4 de abril del año 2007 era asesinado por la espalda en una manifestación docente en la ruta 22 a la altura de Arroyito, provincia del Neuquén.

La represión comandada por el entonces gobernador Jorge Sobisch  impidió que los manifestantes cortaran la ruta y la policía provincial recibió la orden de reprimir. El maestro Carlos Fuentealba se encontraba en el asiento trasero de un auto Fiat 147 que ya se retiraba del lugar, cuando el policía  José Darío Poblete, integrante del Grupo Especial de Operaciones Policiales (GEOP) de la ciudad de Zapala, arrojó una granada de gas que traspasó el vidrio del auto impactando en Fuentealba y provocando su muerte.

A pesar de que las protestas en todo el país pedían el juicio político a Sobisch, la legislatura provincial se mantuvo cerrada durante casi dos meses porque los legisladores del MPN, no asistieron a las sesiones. Cuando finalmente se reunió la asamblea legislativa y la oposición hizo el pedido de juicio político, este fue archivado inmediatamente.

El policía que asesinó a Carlos Fuentealba fue condenado a cadena perpetua en el año 2008. Hoy después de 13 años la exigencia es por justicia completa que avance ante los responsables políticos del asesinato de Carlos Fuentealba, como el ex gobernador Jorge Sobisch.

A 13 años de que el estado provincial y las fuerzas de seguridad le quitaran la vida al maestro Carlos Fuentealba desde el Tábano Digital exigimos justicia completa por Carlos y cárcel para todos los responsables políticos de su asesinato.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here