“Los abusos eclesiásticos en todo el mundo tienen una práctica común que se daba también en el Provolo”, este el Eje de la Denuncia formal que organizaciones protectoras de derechos humanos como la XUMAC junto a  tres sobrevivientes del Instituto Antonio Provolo para Niños sordos e hipoacusticos realizaron frente a la ONU en contra del Vaticano realizada en febrero del 2020. Los curas, monjas y directives de esta institución en Mendoza fueron  acusados de PEDOFILIA Y VIOLACION a mas de 25 menores de edad que estaban bajo su cargo. 

El 25 de noviembre del 2019 se marcó un hito histórico al condenar a los sacerdotes Horacio Corbacho y Nicola Corradi a la pena de 45 y 42 años de prisión, respectivamente, y al jardinero Armando Gómez a 18 años de cárcel.

El abuso sexual a menores es recurrente por parte de los trabajadores del vaticano, pais al que rinden cuentas, reciben ordenes y son encubiertos. Excluyendo el tema de si se cree o no en dios, el Vaticano pertenece como NACIÓN a la organización de Naciones Unidas, por eso es clave que el alto comisionado de Naciones Unidas exiga explicaciones por estos horrendos delitos al VATICANO. Este reclamo que se expidió el pasado 25 de junio de 2021, es INÉDITO, es la primera vez que una organización internacional intima a la Iglesia Católica frontalmente.

Aunque la iglesia presidida por Francisco I puede rehusarse a responder el reclamo, La ONU les da un plazo de 60 días para responder a una serie de medidas con el objeto de modificar practicas, normativas, una reparacion integral de las victimas y un informe completo sobre los casos de abuso sexual y las medidas que se han tomado en estos casos. Ya es hora que se esclarezcan todos los casos y se tome responsabilidad por la formación que han impartido desde su Iglesia.

Fuentes:

https://www.bbc.com/mundo/noticias-america-latina-49213782

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here