Desde el Tábano Digital fuimos a conocer a los integrantes de la murga “Delirio rojo y negro” del barrio chacra 4 de nuestra localidad.  Marcos Sepúlveda y Leo Cahuimpan, integrantes de la murga y vecinos del barrio, nos contaron qué significa este proyecto para ellos y cómo lo están formando.

 “La murga  es una idea que trajimos algunos por haber estado en otras murgas y era algo que se venía pensando en el barrio hace un tiempo, sentíamos que era una forma de llegar a los más chicos, el hecho de participar en otras nos dejo el aprendizaje de lo importante de la actividad social y que no sea solo lo musical, nosotros queremos  que jóvenes de nuestro barrio se motiven ya sea por tocar un instrumento, por bailar, o por participar en algo colectivo.  Al principio nos juntábamos en la biblioteca de nuestro barrio y aprovechábamos para que los más chicos merienden en ese espacio dado que observábamos una necesidad que existe y que nos abarca a todos. Las primeras salidas fueron recorriendo las calles del barrio haciendo ruido con los tambores y así muchos se fueron enterando y se sumaban, hoy el grupo lo conformamos 30 integrantes y nos llena de alegría ver el entusiasmo que manifiesta cada uno de los que estamos ahí” Expresan ambos.

Integrantes preparando la bandera en la biblioteca RECREARTE.

Delirio rojo y negro participo del carnaval 2020  «Eso nos sorprendió mucho, nosotros lo veíamos como muy de golpe todo, habíamos comenzado en octubre a ensayar y nos parecía que nos faltaba, pero veíamos el entusiasmo de los más chicos y no queríamos cortar esa energía, se logró llegar al carnaval con mucha ayuda de las madres que hacían los trajes,  con mucho ensayo y buena energía. Es importante destacar que nuestro trabajo no hubiera sido posible sin el apoyo y la ayuda de todas las murgas de San Martín y Junín de los Andes” Expresan ambos

Delirio rojo y negro en el carnaval.

Marcos: “Delirio rojo y negro es un espacio que está en el lugar donde  me crié y eso  me ayuda acercarme a la gente de mi barrio, poder brindar  herramientas que yo aprendí en otros espacios me llena mucho, de esa manera trabajar con los vecinos y los más chicos, para dar contención,  para reírse, para compartir y sobre todo transmitir alegría. La idea es trabajar también las problemáticas de nuestro barrio con lo que tenemos al alcance nosotros y lo que si podemos brindar”

Leo: “Delirio rojo y negro es un espacio que ayuda a liberarme, a expresarme con la gente de mi pueblo, es una felicidad muy grande sentirme  parte de este grupo, somos una familia, donde nos importa el otro, estamos formando vínculos muy leales, nosotros queremos  alegrar a la gente, sacándoles sonrisas”

Delirio rojo y negro en el carnaval.

“Los colores los sentimos, sentimos mucha pasión por nuestro barrio y queremos dejar lo mejor” Expresan ambos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here