Con unanimidad de les ediles, en la sesión extraordinaria de hoy se estableció que está prohibido conducir vehículos bajo la ingesta de alcohol.

“La legislación que habilita a conducir teniendo hasta 0,5 décimas de alcohol por litro de sangre da para pensar que se puede controlar, mientras que la tolerancia 0 no deja lugar para la discrecionalidad ni para la autointerpretación y eso hace a la posterior eficacia del control”, planteó la concejala Fernanda González.

Desde que la ordenanza ya sancionada sea puesta en funcionamiento, estará prohibido en todo el ejido municipal conducir bajo el efecto de alcohol, considerando que superar las 0 décimas por litro de sangre constituye una afectación del estado de conciencia.

Las multas para quienes infrinjan esta nueva ordenanza van desde 1.000 hasta 20.000 puntos y la reincidencia conllevará la sanción y la inhabilitación para manejar de entre 6 y 9 meses la primera vez, de entre 9 y 12 meses la segunda, de entre 12 y 18 la tercera y para las siguientes se irá duplicando el periodo de inhabilitación.

Dentro del plazo de inhabilitación, el infractor deberá realizar trabajos comunitarios, que serán establecidos al momento de fijar la pena y en ningún caso se podrá acceder al beneficio del pago voluntario.

Además, los locales con habilitación comercial que tengan autorización para la venta de bebidas alcohólicas deberán ofrecer gratuitamente jarras de agua a sus clientes.

El departamento ejecutivo deberá difundir la nueva ordenanza y será potestad del ejecutivo realizar los controles policiales pertinentes para poner en práctica las nuevas regulaciones.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here